El gremio petrolero denunció ayer ante la Secretaría de Trabajo, que en las plataformas del yacimiento offshore los trabajadores “corren peligro de muerte”. También hubo despidos, y a todo esto, la petrolera estaría negociando su concesión por 20 años más en el Estrecho de Magallanes.

delegados de los trabajadores de Sipetrol, destinados a las plataformas marítimas que operan en el Estrecho de Magallanes, Daniel Conte y Gerardo Cortes, visitaron ayer la redacción de TiempoSur para hacer pública la situación de “extrema gravedad” que atraviesan.
Junto a Pedro Luxen, que quedó como uno de los máximos referentes del Sindicato de Petróleo y Gas Privados en la localidad tras la desarticulación de la comisión local, informaron que en la jornada de ayer hicieron la denuncia ante la Subsecretaría de Trabajo, que a su vez ordenó la inmediata inspección de los equipos.
Las falencias en el sistema de seguridad de la plataforma representan “riesgos de todo tipo porque trabajamos en tanques que tienen que estar presurizados para que no entren los gases, y estamos expuestos a riesgo de muerte, incendios, explosiones, cáncer, asfixia”, relataron.
Si bien el reclamo viene con notas cruzadas hace alrededor de ocho meses, en los cuales la cartera laboral ya realizó inspecciones y constató falencias junto con la Secretaría de Energía, Sipetrol “comenzó siempre a hacer reformas para solucionar el problemas pero siempre dejan todo a medias”
En este sentido Luxen reconoció que desde el gremio “no queremos ir y parar todo”, pero sí “vamos a meter presión. Esto se soluciona” lanzó.
Los trabajadores explicaron que pese a que la plataforma demanda tecnología de avanzada el personal corre peligro porque “están fallando los sensores” “algunas ya no se pueden operar más, fallan todos los alertas”, insistieron.
En las plataformas de Sipetrol trabajan alrededor de 350 operarios del sindicato petrolero y jerárquicos, pero están los equipos de ocho trabajadores que pernoctan rotativamente cada 15 días, es decir que, en caso de constatarse esta situación, su exposición es alta.
En este sentido, Luxen cuestionó que “una operadora que está negociando operar por 20 años más en Santa Cruz tenga estas falencias garrafales en la seguridad y encima este despidiendo gente”, siendo que está vigente la firma de la paz social, el acuerdo de la mesa multisectorial que prohíbe a las empresas realizar despidos.
“Hoy el gremio está apostando a la paz social porque si nos ponemos en perros no trabaja ninguna plataforma porque están todas violando la ley” agregó el dirigente sindical, reiterando que las plataformas marítimas “están todas podridas”
Por otra parte, denunciaron que la empresa “realizó despidos a través de su contratista, aduciendo una
reestructuración de su empresa”, razón por la que se dictó la conciliación obligatoria.
Las despedidas “son mujeres, justo en este tiempo que están peleando por los derechos de la mujer” dijeron, revelando que “la empresa nos ofrece a los hombres hacer tareas administrativas y de supervisión de contratos” porque “mudaron la empresa al campo y creen que la mujer no puede estar ahí”.

TS
Axact

TNC

R1U

COMENTAR: