Las imágenes desde el interior de la formación muestran cómo el conductor Diego Sánchez y el ayudante, Nicolás Navarro habían intercambiado sus posiciones, algo que está prohibido según el reglamento técnico.

En las últimas horas se dio a conocer el video que tiene la Justicia de la cabina interior de la locomotora del tren 2277 que chocó el domingo pasado a las 21.30 en las inmediaciones de la estación Temperley.
Las imágenes, que complican aún más al motorman, se puede ver cómo el conductor Diego Sánchez y el ayudante, Nicolás Navarro intercambian sus posiciones antes del incidente.

Esta acción se encuentra totalmente prohibida en los artículos 8 y 241 del Reglamento Interno Técnico Operativo ya que el único que está autorizado a conducir trenes son los motorman a partir de la evaluación de la CNRT.

Por lo tanto, en dicha maniobra se produce una clara irregularidad, ya que está prohibido que nadie más que el conductor maneje la locomotora.

En el video se observa que Sánchez (el motorman) se sitúa en el lugar que debería ocupar su ayudante (Navarro).

El que ocupa el puesto del ayudante es quien va "cantando" al motorman si hay señales en rojo o en verde.

Es decir que en este caso es Sánchez (el motorman convertido en ayudante) quien va indicando a Navarro (el ayudante convertido en motorman) que siga avanzando a pesar de tener una señal en Rojo, denominada, "A Peligro".

Según los registros de GPS Navarro continúa la marcha acelerando hasta alcanzar los 13km/h.

Esto, además,lo hará ignorando las 10 advertencias que se les hicieron por radio desde Control Trenes para que detengan la marcha del tren.

Un segundo antes de impactar contra la locomotora que venía circulando y tenía luz verde, Navarro acciona el freno de emergencia.

Cuando se produce el impacto ambos empleados estaban conscientes y resultaron ilesos. Tal es así, que volvieron a cambiaron sus posiciones.



Axact

TNC

R1U

COMENTAR: