De esta manera, las organizaciones de narcotraficantes evitan los grandes laboratorios y arman su estructura en células, copiando el modelo colombiano.


Se calcula que en la actualidad funcionan unos 300 laboratorios de producción de cocaína camuflados en casas de familias dispersos por toda la Argentina, indicó el titular de la Asociación Antidrogas de la
República Argentina.

El oscuro "negocio" de la producción de cocaína, sustancia que tiene a millones de consumidores en todo el mundo, presenta en el país una alarmante modalidad con laboratorios "caseros" que funcionan aprovechando esa fachada familiar para despistar.

De esta manera, las organizaciones de narcotraficantes evitan los grandes laboratorios y arman su estructura en células, copiando el modelo colombiano.

En un espacio de esas características, en las últimas horas se registró un allanamiento en Córdoba, donde la Policía logró desbaratar una "cocina" ubicada en el barrio Ampliación Primero de Mayo, de la capital provincial.

De acuerdo a lo que se informó, dice hoy el Diario Popular, los uniformados acudieron a una casa para realizar una allanamiento por un robo y, una vez en el lugar, se toparon con 300 kilos de esa sustancia, 600 litros de precursores químicos, acetona y ácidos.

"Si bien es droga en proceso, estamos ante una cocina de cocaína. Es una importante cantidad de precursores químicos, tanto en polvo como líquido", precisó el comisario mayor Hugo Quevedo.

Por el hecho, tres personas fueron detenidas, un hombre y tres mujeres. La banda usaba de fachada una casa que en su frente tenía una despensa que estaba abierta las 24 horas.

Acerca de este fenómeno, Claudio Izaguirre, titular de la Asociación Antidrogas de la República Argentina, sostuvo que "este modelo celular de producción comenzó a imponerse en Colombia cuando los grandes jefes fueron detenidos o asesinados, entonces lo que hicieron los carteles fue tercerizar en pequeños espacios, generando la misma cantidad pero en muchos lugares".

"Son micro lugares de producción, porque lo que venía pasando es que las fuerzas de seguridad estaban volteando los espacios de producción. Para que esto no suceda se terceriza. Porque, de esta manera, la producción total no se detiene nunca, aún cuando caigan algunos de estos laboratorios", dijo.

El último estudio sobre el consumo de cocaína en el mundo reveló que en nuestro país la tasa es de 2,67%.

"En términos porcentuales, estamos en la cima. Pero la realidad es que sólo el 20 por ciento de lo que se produce es consumido en Argentina, porque el grueso, es decir el 80 por ciento, sale al exterior, principalmente a los mercados europeos y asiáticos", agregó el especialista.

"Lo que se viene observando es que la mayor cantidad de espacios de producción de esta sustancia están ubicados cerca de puertos, justamente por su salida al exterior, en provincias como Buenos Aires o Santa Fe, pero también cerca de las rutas hacia el paso a Chile, como Córdoba y Mendoza", señaló Izaguirre.

Finalmente, el titular de la Asociación Antidrogas de la República Argentina manifestó que "se calculan unos 300 espacios de producción del tipo casero, camuflados en hogares de familia, dispersos por la Argentina, que colocan al país entre uno de los que más produce esta sustancia, incluso en la región, comparable a
Perú y Bolivia".
Axact

TNC

R1U

COMENTAR: