El procedimiento se concretó en la tarde de ayer, y se extendió por varias horas.
Fueron arrestados cuando realizaban aparentemente la entrega “delivery” de las sustancias prohibidas en la madrugada de ayer. Se les incautó marihuana, cocaína y dosis de LSD. También llevaban consigo una balanza y dinero en efectivo. Se allanó un domicilio, y se halló más droga. Los implicados terminaron en la Unidad Nº 15 del Servicio Penitenciario Federal.

La Policía logró incautar unos 330 gramos de marihuana y cocaína, al igual que dosis de LSD, tras la detención de dos jóvenes.

El arresto de los jóvenes “dealers” se concretó en la madrugada de ayer, cuando efectivos del Comando Radioeléctrico fueron alertados que en jurisdicción de la Comisaría Primera había dos individuos “en actitud sospechosa”. Al arribar el personal policial encontró a dos jóvenes que llevaban mochilas, por lo que decidieron demorarlos para su identificación.

Al acercarse el patrullero los muchachos intentaron huir, pero igualmente fueron demorados. Al ser esposados, y antes de la requisa preventiva para establecer si portaban un arma, uno de ellos confesó que tenía estupefacientes en su poder, lo pudo ser confirmado.

Ante la existencia de droga en poder de los demorados se dio intervención a la División Criminalidad y a la Comisaría Primera por cuestiones de jurisdicción.

En la requisa de las prendas y pertenencias de los demorados, y ante testigos, se halló la droga, luego las fuentes que participaron del procedimiento confirmaron que se trataba de unos 250 gramos de marihuana, otra cantidad de cocaína y dosis de LSD (Dietilamida del Acido Lisérgico).

También los investigadores secuestraron una balanza de mano y dinero en efectivo.

La juez federal Andrea Askenazi Vera ordenó la detención en primer término en forma de incomunicados de los jóvenes, que fueron alojados en la Comisaría Primera, y finalmente previo a su identificación en el Departamento Judicial, fueron trasladados a la Unidad Nº 15 del Servicio Penitenciario Federal.

La juez federal ordenó una serie de investigaciones en los domicilios de los detenidos, y libró en la tarde de ayer el allanamiento de uno de ellos, ubicado en calle Allen Gardiner al 300.

Efectivos de la División Fuerzas Especiales llevaron a cabo el ingreso, y luego lo hicieron los investigadores de la División Narcocriminalidad.

En una minuciosa inspección de la vivienda se incautaron cerca de 80 gramos de marihuana, y más dosis de LSD, precisaron las fuentes que participaron del operativo.

Además se incautaron teléfonos celulares, y se trata de establecer los proveedores, ya que los implicados aparentemente realizaban la comercialización de sustancia en la modalidad “delivery”, es decir a domicilio.

Se pudo conocer que los detenidos por el delito de “tenencia de estupefacientes con fines de comercialización” ya cuentan con antecedentes por delitos de instancia provincial y federal en causas que datan del año pasado.
Axact

TNC

R1U

COMENTAR: