La Concejal Patricia Viejo salió al cruce de versiones que indicaban que el edificio ubicado en dependencias de Gendarmería Nacional, donde funciona el Centro de Integración y Capacitación (CIC), haya sido cedido irregularmente por parte del municipio y negó que el comodato sea “sin restitución” del inmueble luego de que la institución que allí funciona cumpla los 25 años de ocupación fijados en el contrato firmado.

“Un comodato es un préstamo que tiene requisitos para su utilización y no buscamos 99 años como lo tienen otras instituciones (sino que) nosotros buscamos un plazo donde podamos amortizar la inversión que estamos haciendo para dejar algo en funcionamiento a la localidad porque estaba abandonado”, se defendió Viejo apuntando a que este tema tiene una marcada intencionalidad política más que a una verdadera preocupación social. “Podes cuestionar si la decisión política que tomo este intendente de cedernos a la institución como comodato era válida o no, (pero) mientras estuvo abandonado era bastante difícil que alguien quiera agarrarlo”, indicó.

Este comodato fue firmado entre la Concejal y el intendente Maimó el 23 de abril de 2013 con la condición de que allí se desarrollarán exclusivamente actividades del CIC, dejando constancia de que Viejo se haría cargo de las refacciones necesarias el lugar y con un tiempo de ocupación de 25 años, pudiendo el Municipio pedir su restitución antes del tiempo estipulado si se violaba la cláusula que indicaba que no debía usarse para fines distintos a los acordados.

El pasado 15 de octubre la Concejal Hilda Nahuin logró que el tema sea tratado sobre tablas en la sesión del Concejo Deliberante y el cuerpo legislativo resolvió que el jefe municipal debía remitir el convenio firmado con la Concejal e informar los fundamentos de la cesión, el funcionamiento del CIC y algunas cuestiones administrativas del lugar, ya que consideran que este es un inmueble que podría ser utilizado para cualquier otro fin social (Violencia de Género, Abuso Infantil, y de las Personas que viven en situación de calle) y señalando que en el lugar solo se llevan adelante actividades que benefician a la agrupación política de la Concejal.

“No está legislado”, respondió Viejo al ser consultada sobre si realmente ese contrato de comodato debía pasar por el Concejo Deliberante para su aprobación, y pidió que “el intendente que llega” envíe el convenio al Concejo y “si legalmente hay algún cuestionamiento lo veremos sus abogados y los nuestros”, indicó. Además, volvió a referir a que este tema tiene una intencionalidad política del actual cuerpo deliberante ya que aclaró que “este no es un cuestionamiento de un intendente electo, es un cuestionamiento de tres concejales que lo vienen planteando desde que recibimos el comodato” dijo.



Por otro lado, Viejo informó que cuando se hicieron cargo del inmueble este estaba en desuso, “no tenía ningún servicio y había que construir partes adentro” por lo que tuvieron que desembolsar “una inversión de alrededor de 500 mil pesos además del nuevo equipamiento que tiene el edificio”, y advirtió que si llega la orden de desalojar el lugar ella se irá a otra parte “pero después de los 25 años” porque allí invirtieron “distintos vecinos y comerciantes de Pico Truncado y trabajadores que pusieron mano de obra para dejar un edificio en condiciones para la comunidad, que eso es lo que no ven. “Mañana nosotros queremos trabajar por un edificio propio y a este lo vamos a dejar habilitado, lo vamos a dejar como corresponde ¿está tan mal eso?”, concluyó.

Redacción Atrás de Vos.
Axact

TNC

R1U

COMENTAR: