Luego de la repercusión pública que alcanzó el tema -donde incluso medios nacionales se hicieron eco de la noticia- las autoridades del Banco Santa Cruz emitieron un escueto comunicado de prensa donde señalan que la entidad "es totalmente ajena a dicha operatoria" (por el movimiento de los camiones de caudales), y que sólo ceden un espacio dentro del Banco para el atesoramiento de los fondos que el Banco Central de la República Argentina (BCRA) distribuye en toda la región. El comunicado generó más sospechas que certezas.




"El movimiento de camiones se corresponde con la operatoria que frecuentemente es realizada por el Banco Central de la República Argentina, respecto del abastecimiento del Tesoro Regional. Banco Santa Cruz es totalmente ajeno a dicha operatoria, que se realiza en un espacio cedido por el Banco al BCRA para el atesoramiento de los fondos que distribuye en toda la región" expresa el breve comunicado emitido desde el Banco Santa Cruz.

De esta manera la entidad bancaria provincial se desentendió del movimiento de los camiones de caudales que generó cientos de conjeturas a lo largo del día.

El comunicado, fue la única información oficial que se brindó sobre el procedimiento que motivó la movilidad de al menos 6 camiones de caudales.

Extrañamente en la era de la tecnología y donde son habituales y frecuentes las transferencias electrónicas -más tratándose de montos elevados- se prefirió hacer un traslado de dinero afectando a varios móviles destinados a tal fin.


Sin embargo la cosa no terminó allí. Hoy miércoles, antes de la apertura del horario de atención al público del Banco Santa Cruz a las 8 de la mañana, se montó un fuerte despliegue de personal de Infantería sobre la Av. Kirchner esquina Errázuriz, sede de la Casa Central de la entidad bancaria. El operativo contó con un centenar de hombres, encapuchados y armados, además de personal de Prefectura y de otras reparticiones de seguridad nacionales.

El tránsito estuvo cortado durante una hora y media para sorpresa de muchos automovilistas que a esa hora de la mañana, intentaban llegar a sus lugares de trabajo y se sorprendían por el corte de calles y el fuerte procedimiento de seguridad. Sobre Kirchner frente al Banco fueron estacionados todos los camiones, los que -uno a uno- subiéndose a la vereda y de cola hacia las escalinatas de la entidad bancaria, acomodaban su carga para ser bajada en bolsas por personal armado de la empresa PROSEGUR y de la Policía. Todos coincidieron en suponer que lo que se estaba bajando en esas bolsas era dinero, ya que ningún otro motivo hubiera justificado tal despliegue.

Luego de una hora y media de corte se habilitó nuevamente el tránsito y los camiones se retiraron del lugar. Las especulaciones entre los vecinos


el mediador tv
Axact

TNC

R1U

COMENTAR: