El Tribunal Oral de la Cámara Criminal de la primera circunscripción judicial, presidido por el doctor Joaquín Cabral, sentenció a Pablo Bernaus y a Nicolás Leiva por establecer su culpabilidad por el crimen del vecino de Río Turbio, ocurrido en abril del año pasado. Asimismo, Ana Quintana recibió una condena de seis años de prisión efectiva por encubrimiento agravado. “La sentencia la logró la comunidad de la Cuenca, unida por Lucas y por la seguridad”, afirmó Virginia Moussou.
En horas del mediodía, y luego de más de una hora y media de lectura de la sentencia por parte del doctor Joaquín Cabral, el Tribunal Oral de la Cámara Criminal de la primera circunscripción judicial dictó prisión perpetua para Pablo Bernaus y Nicolás Leiva por considerarlos culpables por el crimen de Lucas Moussou. Ambos estaban acusados de robo doblemente agravado por el uso de arma blanca y de arma de fuego, por portación de arma de guerra y homicidio doblemente agravado por alevosía y criminis causa; a su vez, Ana Quintana fue penada por seis años de prisión de cumplimiento efectivo por encubrimiento agravado. Los vecinos de la Cuenca Carbonífera pudieron ver la sentencia a través de la pantalla del Canal 9 provincial y en el Centro Juvenil de 28 de Noviembre, en donde la instancia se transmitió por medio de una pantalla gigante.
Posteriormente, Giordano recalcó que se cumplió con el pedido de la fiscalía y el de la querella, por lo que confesó estar ampliamente satisfecho por el resultado obtenido. “Una vez más, el tribunal estuvo a la altura de los acontecimientos y dio muestra de cada uno de los pasos que el Ministerio Público ha planteado en esta semana. Agradezco a mis colaboradores del ministerio, tanto de la primera instancia como de la Cámara”, afirmó.
Para el fiscal, las pruebas testimoniales han sido muy importantes, pero “dejaron de ser las ‘reinas’ de las pruebas; lo esencial es el trabajo criminalístico, la ciencia forense a disposición del Ministerio Público Fiscal, que es el órgano acusador”. “Construir la hipótesis acusatoria sobre la prueba científica facilita el trabajo y es irrefutable. Por eso, la sentencia nace del análisis de esta prueba, que determina la participación y autoría de los responsables. En esta causa se evidenció el valor de la correcta protección y recolección de la prueba y del tratamiento”, subrayó.
Por su parte, la hermana de la víctima agradeció a todas las personas que acompañaron a la familia Moussou en todo este proceso y declaró que está conforme con la sentencia y que se hizo justicia con los autores materiales del asesinato. “Seguiremos trabajando por la seguridad del pueblo, es lo que nos movió después de perder a mi hermano. Más allá de que tuvimos un excelente tribunal y un excelente fiscal, la sentencia la logró la comunidad de la Cuenca, unida por Lucas y por la seguridad. Mi agradecimiento es eterno”, concluyó

Axact

TNC

R1U

COMENTAR: