Como no indignarme cuando tratan de mentirosos a la familia de una persona que necesita un trasplante, que está pasando por una situación personal, emocional, espiritual, psicológica y económica, tan particular que es inimaginable el dolor.

Donde está la empatía, el acompañamiento, el sentir su dolor, ponerse en su lugar por lo menos 10 minutos, no se puede ser tan miserables, asquerosamente dañinos, consientes malos tipos, mala gente, sinvergüenzas, vulgares, inútiles,  porquerías de funcionarios, intrascendentes, más del montón.

¿Cómo se les ocurre tratar a las personas que están pasando un trance de salud mentirosos?

¿Con que tupe?

¿Qué aval moral, profesional tienen para decir eso?

¿Quiénes se creen que son?

¿Les pagan más sueldo por herir una familia enferma?

¿Les prometieron un cargo mayor por ser cínicos?

¿Saben qué? El Negro se va a poner bien y va a ser llenado de abrazos y cariño por todos los que lo quieren, por si no lo saben él es un actor reconocido en Pico Truncado, un gran profesor, formador de jóvenes, todos lo que lo conocemos sabemos que es un gran tipo, con una trayectoria en el deporte local intachable.

¿Y a ustedes que le queda? Nada, seguir siendo unos miserables, mercenarios del dolor, fueron capaces apuñalar con palabras a una familia, no les queda más que su propia estupidez, serán recordados como los cientos de funcionarios irrelevantes que pasaron por la Caja de Servicios Sociales.

Si no tienen nada para aportar tengan la dignidad de callarse la boca, no causen más dolor, no sean canallas, viles.

En fin y para terminar dejen a la familia en paz manga de desgraciados, inútiles, gente sin clase ni moral, ignorante, obsecuentes, brutalmente dañinos.

Claudio Gialetti Director del diario www.truncadoinforma.com.ar
Axact

TNC

R1U

COMENTAR: