Lo primero que dijo Alejandro Garzón, secretario general de ATE, a Tiempo FM una vez que terminó su enfrentamiento (literal) con la Casa de Gobierno, fue que “hemos sido demasiado buenos”.

Más adelante acusó al gobierno de Alicia Kirchner de reprimir al momento en que fueron a golpear la puerta para que los atiendan, forcejeos, y se desató la virulenta reacción a esa represión de 6 agentes policiales sin armas, que estaban en la puerta de ingreso y en los jardines de Alcorta 231.



En las imágenes se ve a un Alejandro Garzón en una encarnizada pelea con la Casa de Gobierno, literalmente. “Reconozco que la reacción nuestra no fue la mejor y pasó lo que pasó” soltó en la entrevista tras la gresca, acurrucándose en la figura de arrepentido, aunque lo cierto es que no es más ni menos que el responsable de un gremio que representa a trabajadores, en este caso del propio estado.

“Después poné que a Olga le pegaron” dice una militante de ATE en el video, lo mismo afirmó Garzón en Tiempo FM, diciendo que a su pareja le pegaron una piña en el pecho. Lo cierto es que la propia Olga Reinoso en las redes sociales no hace referencia a haber recibido un golpe, sino que fueron sus compañeras quienes fueron agredidas.


El conflicto tiene que ver con irregularidades realizadas por el gobierno de Daniel Peralta en el ingreso de varios centenares de trabajadores, a los cuales desde el ministerio de desarrollo social, oportunamente dirigido por la ahora diputada provincial Gabriela Peralta, no le realizaron la contratación debidamente. De hecho hay quienes afirman que el “contrato” lo firmaron en el comando de campaña del peraltismo ubicado en la calle Alberdi de Río Gallegos.

Fuentes cercanas indican que el problema de esta tarde se originó por una fuerte discusión entre quienes reclaman su reingreso al estado y aseguran haber prestado servicios, y quienes pertenecen a una unidad básica de Peralta y nunca prestaron servicios en ninguna dependencia del MDS, por los que Garzón también “reclama” en virtud que le proveen número y “reacción” en el conflicto.

“Ustedes no vengan acá que son ñoquis y siempre vienen a romper”, afirman que se escuchó tras la puerta de Casa de Gobierno, y la fuerte discusión prosiguió en forcejeos para entrar. Luego llegó Garzón que venía de Río Turbio y comenzaron los piedrazos, la rotura de vidrios y persianas.



En el confuso hecho hubo un herido que tuvo que ser hospitalizado con un corte en la cabeza. Además de policías. Desde ATE afirman que fue producto de la represión policial, mientras que desde las fuerzas no descartan que pudo haber sido producto de la lluvia de piedras.

Los hermanos sean unidos

La virulencia de Alejandro Garzón contra el gobierno de Alicia Kirchner no es algo que inauguró en el día de la fecha, sino que viene expresándose de manera recurrente en las redes sociales. Lo de hoy solo fue pasar a la acción.






Quien si es un militante más radicalizado en la lucha contra la Casa de Gobierno santacruceña, es el hermano de Alejandro, llamado César, quién se desempeña en el área de prensa de ATE a nivel Nacional, un carguito que su hermano le consiguió en su excursión por Buenos Aires.


Llama la atención la manera poco democrática de quién depende del equipo comunicacional de ATE Nacional, bajo la conducción de Hugo “Cachorro” Godoy.

Una perlita

Como en el conflicto sindical de 2007, que tuvo como consecuencia la salida del vice gobernador a cargo de la gobernación, Carlos Sancho, y la llegada de Daniel Peralta al sillón de Alcorta 231. Primero como diputado provincial y luego como gobernador electo, OPI Santa Cruz, quiere nuevamente convertirse en una espada mediática contra el FPV en Santa Cruz.

El medio que ha tomado relevancia en estos tiempos de oposición al gobierno de CFK, y muchas veces ha side citado por el Grupo Clarín o por el propio Jorge Lanatta, quiere ser la voz del relato que derribe de una vez por todas la relación de los santacruceños y argentinos con el kirchnerismo.

Hoy el multimedio OPI y Radio News, propiedad de Rubén Lasagno, no recibe más pauta del gobierno provincial, como lo hacía con los 35.000 pesos mensuales contantes y sonantes de FOMICRUZ, entre otros fondos. Y este es solo un caso.

Consecuente con esto, tituló hoy la presencia de 6 policías desarmados como “represión”, mientras que aquel 29 de diciembre de 2011, cuando los gremios con Alejandro Garzón también como actor principal y preponderante de la gresca, fueron reprimidos con balas de goma por la policía a las órdenes de Peralta, solo ponía que se “suspendió la sesión”.




bienalsur
Axact

TNC

R1U

COMENTAR: