Los cancilleres de Argentina, Brasil, Uruguay y Paraguay iniciaron el proceso para aplicar la cláusula democrática del organismo.

Los cuatro miembros plenos del Mercado Común del Sur (Mercosur) condenaron hoy la "ruptura del orden democrático" en la República Bolivariana de Venezuela. Por eso, en la cumbre de urgencia realizada esta tarde en Buenos Aires, le solicitaron al presidente Nicolás Maduro "adoptar las medidas concretas junto a la oposición política para asegurar la efectiva separación de poderes". Y, en conclusión, le exigieron respetar el cronograma electoral de cara a las presidenciales del próximo año.

A la reunión en el Palacio San Martín asistieron los ministros de Relaciones Exteriores de Argentina, Susana Malcorra, de Brasil, Aloysio Nunes, de Uruguay, Rodolfo Nin Novoa, y de Paraguay, Eladio Loizaga.


Este último, además, lamentó lo sucedido ayer en Asunción por la Ley de Reelección: "El gobierno de Horacio Cartes condena el sacrilegio hacia un monumento histórico de la Nación como es el Congreso".

LA POSICIÓN DEL MERCOSUR

"Instamos al Gobierno a adoptar las medidas concretas junto a la oposición política para asegurar la efectiva separación de poderes teniendo en cuenta la ruptura del orden democrático".
"La República Bolivariana de Venezuela debe respetar el Estado de Derecho, los Derechos Humanos, garantizar las libertades individuales, liberar a los presos políticos y respetar el cronograma electoral".
"Colaboraremos con el pueblo, víctima de la violación de los Derechos Humanos, en pos de una solución pacífica de la crisis política, económica, social y de abastecimiento".
DEL MERCOSUR A LA OEA

Malcorra destacó que el Tribunal Superior de Justicia (TSJ) diera marcha atrás con su propia decisión de apropiarse de las funciones de la Asamblea Nacional (AN), pero rechazó que continúe vigente la resolución del desacato del único poder que hasta ayer era mayoritariamente integrado por la opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD).
Por su parte, el ministro de Relaciones Exteriores de Brasil, Aloysio Nunes, le envió un mensaje a Maduro que podría considerarse como un ultimátum: "Tomamos estás medidas para evitar una decisión más drástica contra Venezuela". Y no dio vueltas: "El camino para restablecer el orden democrático es el respeto del cronograma electoral". Precisamente en Brasil, la última presidenta elegida por el pueblo, Dilma Rouseff fue destituida por el parlamento en un proceso que fue calificado como "golpe de estado" por la propia Dilma y cuya legitimidad democrática fue puesta en duda por más de un analista político. Algo bastante parecido sucedió en el Paraguay, donde el Parlamento destituyó al presidente Fernando Lugo.

"El camino es el respeto del cronograma electoral
Los cuatro cancilleres llevarán su posición el lunes a la cumbre de la Organización de Estados Americanos (OEA). Por eso, Malcorra intentó atenuar lo dicho por Nunes: "La aplicación de la carta democrática de la OEA, al igual que la cláusula democrática del Mercosur, no implica la expulsión del estado, pero sí el primer paso para asegurar la plena vigencia de los principios de la Democracia".
Axact

TNC

R1U

COMENTAR: